viernes, 25 de marzo de 2011

Español...Sobre la importancia de la conciencia del espacio y tiempo sagrado en logia


Ser conscientes del espacio y tiempo sagrado de los trabajos en logia no solo significa desprenderse de los metales, sino también liberarse de todo interés profano y material.

Únicamente este estado espiritual puede un masón alcanzar el sentido transcendente y auténtico de sus trabajos en logia.

Adquirir la conciencia del espacio y tiempo sagrado en logia es imposible si el masón está atrapado en su ego. Renunciando, por ello, a la posibilidad de elevarse por encima de su propio pensamiento; y obstaculizando la bendición de formar parte de ese “HOMBRE NUEVO” y “EVOLUCIONADO” que se conforma mágicamente con “EL HOMBRE INICIADO".

Ser conscientes del espacio y tiempo sagrado en logia significa que, además de vivir las metáforas de su simbolismo arquitectónico, la conciencia del masón se enriquece al armonizarse con ellas; en un estado de quietud y alerta, siguiendo el mensaje del acróstico V.I.T.I.R.I.O.L.

Cuando el masón se desprende de los metales y deja de estar identificado con intereses profanos, su conciencia queda liberada de la prisión en la que está oprimida, permitiendo a su propio espacio interior emerger y manifestarse con toda su fuerza y nitidez, sacralizándose.

Para un masón vocacionado, ser consciente del espacio y del tiempo sagrado de los trabajos en logia es nada más y nada menos que ser consciente de su espacio interior, donde nace su propia creatividad constructiva.

He aquí con toda su belleza la puerta abierta para seguir el mensaje del acróstico V.T.R.I.O.L. : VISTA INTERIORA TERRA RECTIFICANDO INVENIES OCCULTUM.

Únicamente desde este estado espiritual puede un masón alcanzar el sentido transcendente y autentico de sus trabajos en logia.